sábado, 6 de febrero de 2016

Crónica Trail Ruta de Los Molinos (40K) 2016


Antes de que empieces a leer, te advierto de que esta crónica tiene mucho jugo que exprimir, así que acomódate, que no me quiero dejar nada en el tintero. Esta es la crónica del Trail Ruta de Los Molinos, donde participé en la modalidad de 40K, y en la que voy a ahondar con profundidad tanto en mi participación, como en la organización. "Vayamos por partes", como diría Jack El Destripador.

  • Mi participación
El despertador sonó a las 4:00 AM, apenas 3 horas más tarde de haber podido conciliar el sueño. Sergio y yo lo habíamos dejado todo preparado la noche anterior, así que solo teníamos que desayunar (pan con mantequilla y un colacao), y prepararnos. Mi buen amigo Miguel Sánchez estaba con puntualidad suiza en el punto de encuentro y partimos hacia San Mateo.

Sergio y un servidor listos para darlo todo!
Foto de Miguel Sánchez

El trayecto fue una mezcla muy entretenida de buenas conversaciones y curvas, muchas curvas, así que no veíamos la hora de llegar a nuestro destino. Ya allí, hicimos tiempo en un bar y descargamos tensiones en su baño. Saludé a algunos amigos del mundillo y nos preparamos para la batalla, apurando al máximo para huir del frío. Sergio me convenció para ponernos en las primeras filas, pero me situé al lado derecho para abrirme según pasara por el arco y no estorbar a los más rápidos. Estaba todo listo, las ganas estaban por las nubes y la cámara cargada. Salida. Sergio huye en los primeros puestos. Yo a lo mío.

Nada como compartir una salida con un gran amigo.

Me adelantan muchos en los primeros metros. Me lo tomo con calma, son 40K y no merece la pena gastar fuerzas demasiado pronto. La oscuridad protagoniza los primeros metros y pronto pasamos el primer kilómetro. En el segundo empezamos una cuesta muy exigente que acabaría por calentar a todos los participantes. Adelanto y me adelantan, vamos a tirones según el terreno que más nos favorezca a cada uno. Los paisajes son cada vez más bonitos. Seguimos subiendo.

"De allá abajo venimos"

Acumulamos metros positivos por doquier. Paso el primer avituallamiento y el ascenso continúa. Camino ágil en todos estos tramos, corro en llano y en las bajadas vuelo. Los kilómetros pasan con velocidad, bebo agua cada 10' y me tomo un gel a la hora, esto va rodando. Me siento de puta madre y seguro de mí mismo, mantengo siempre el mismo nivel de esfuerzo y en una bajada me siento muy competitivo. Las vistas son cada vez más increíbles, poco que decir del Roque Nublo. 

Jugoso descenso...

Pasamos el segundo avituallamiento e iniciamos un descenso muy exigente que parece nunca acabar. Hacemos un pequeño grupo de 5-6 corredores y nos damos ánimos. Un participante me confiesa que cree que mis nuevas Adidas Glide Boost no me van a durar un año. Le maldigo y seguimos entre risas. La suma de paisajes hermosos y buena gente hacen que el trail running sea tan atractivo como es. Seguimos y en una parte hay un apelotonamiento de corredores. Hace mucho que no vemos ninguna baliza y eso hace saltar todas las alarmas. Continuamos y encontramos una al rato. Se estiman unos 300m sin balizas, y eso no mola.

Bajando...

Terminamos de bajar y toca subir. Apenas se ve donde pisamos y hay ortigas a los lados. Nos quejamos de la dureza del terreno pero continuamos con decisión. El tiempo pasa rápido y los metros lentos. Los gemelos y los isquios empiezan a doler, pero continúo al mismo ritmo. Llegamos al kilómetro 20 y por fin van desapareciendo las ortigas, pero aquello no para de subir. Terminamos otro kilómetro y nos adentramos en la carretera con el tercer avituallamiento. Esta vez sí paro. Llevo 3 horas corriendo y ahora si me encuentro cansado. Como algo, bebo Aquarius y continúo caminando. He superado el ecuador de la prueba, pero ni mucho menos lo más duro.

Durísima subida.

Me cuesta mucho poder correr y empiezo a sufrir adelantamientos, entre ellos el de Mariló, a la cual reconozco por su participación en la 24h RUN. Intento correr un poco pero mis piernas solo me permiten caminar. Me estoy apagando poco a poco, he de hacer algo. Me quito el buff y los manguitos con el fin de que el fresquito me active. Me adelanta un participante y trato de seguirle. Funciona y consigo seguir su ritmo. Los fantasmas del abandono desaparecen, vuelvo a encontrarme bien, pero solo camino. Empezamos una dura subida y mis piernas vuelven a doler con fuerza. Dejo ir al participante y me quedo solo. Reflexiono. ¿Merece la pena? No estoy disfrutando desde que pasé el kilómetro 20. Si sigo me estaré arriesgando a una lesión. ¿Quiero volver a terminar una carrera de todas todas sin pensar en las consecuencias como en Tinajo o Madrid? ¿Qué gano con eso si ya me he demostrado que por poder, puedo? Las dudas se apelotonan en mi cabeza y de pronto aparece el Roque Nublo de nuevo. Abandono. Tengo que ser serio, no quiero volver a lesionarme por acabar como sea en 7 horas. Sé que puedo acabar, no tengo nada que demostrar. Llego al avituallamiento y allí me quedaré.

Momento exacto del vídeo donde cuento que abandono.

Muchos me adelantan y me preguntan si estoy bien. Les agradezco sus ánimos y sus ofrecimientos de sales y continúo caminando. Llego al avituallamiento del kilómetro 26,9 con 4 horas de carrera. He tardado 1 hora para hacer 5 kilómetros en su mayoría llanos. Les digo a los voluntarios que abandono y me siento por allí.

Así me iba la carrera cuando abandoné...

Hay dos voluntarios y la ambulancia de SAMUR con dos técnicos. No hay cobertura y los del SAMUR me dicen que me bajan en 3 minutos así que espero tranquilo. Pasa el tiempo y no me dicen nada, me extraña pero no pregunto, imagino que tendrán instrucciones concretas. Llevo 1 hora tirado, tengo calambres y frío, muchos participantes me animan a caminar con ellos pero soy fiel a mi decisión, aunque me tienta seguir visto lo visto. Los técnicos de SAMUR se echan una cabezada en la ambulancia, yo alucino. Les pregunto a los voluntarios y me dicen que sus órdenes son montar la carpa, avituallar e irse cuando pase el escoba, no me queda otra que esperar. Pasa el escoba a las 12:50, los del SAMUR se van sin mí y los voluntarios me dicen que me bajan. Han pasado 2 horas de reloj, no paro de estornudar y tengo los músculos entumecidos, asemejo las sensaciones a las sufridas en la cola del guardarropa de la LPA Night Run. Si llego a saber que tendría que esperar 2 horas a que me sacaran de allí, hubiera seguido.

2 horas así...

Llegamos a San Mateo y me reencuentro con Sergio. El muy cabrón ha hecho 20º puesto. Charlamos sobre nuestras carreras y damos una vuelta. Hablo con Alejandra y Abraham, siempre un gusto verles. Veo a Jorge, el voluntario incombustible, hablamos y vamos a comer. No me entra demasiada paella y apenas me bebo la mitad de la cerveza, igualmente el estómago agradece el esfuerzo. Le pido a Jorge que me presente a Orlando, el organizador, y le pregunto acerca de poder subir los vídeos que he grabado a Youtube y también me explica su versión del artículo sobre los fotógrafos (abajo lo explico). Agradezco su explicación y me despido de él. Me parece injusto solo escuchar la versión de los fotógrafos y no dar la oportunidad a la organización a explicarse. Por último veo a Adrián Carballo, charlamos un poco y bajo con Sergio de vuelta a casa.

La conclusión sobre mi participación es que no estaba físicamente preparado para cubrir con garantías los 40K. Fui con una cierta forma que me permitió correr una media maratón a buen nivel, pero evidentemente después de eso mi cuerpo no estaba preparado. Igualmente se intentó, disfruté muchísimo hasta el kilómetro 20 y corroboro que es la prueba más bonita que he hecho. La decisión de abandonar fue lo más sensato, pero si llego a saber la espera de después hubiera seguido. Desconozco si en el trail es habitual este procedimiento, pero igualmente no me parece aceptable no tener un protocolo de actuación cuando hay abandonos. Ahora estoy malo, y no es casualidad sino causalidad.


Vídeo diario de hoy: Abandoné el Trail Ruta de Los Molinos

  • La organización

Sentimientos encontrados ante una organización que ha hecho cosas muy bien y otras no tanto. Aquí os cuento mis impresiones.

-

La página web me parece fantástica, pero echo en falta una página de Facebook donde pueda haber una interacción con los participantes.

-

Poner un día de recogida de dorsales en la capital es fundamental. Mi más sincera enhorabuena a esta solución a un problema de desplazamiento que yo mismo, por ejemplo, he sufrido en otras carreras y por ello no me he inscrito.

-

La camiseta del evento es de un diseño exquisito. Me sorprendió que fuera de marca Luanvi, nada habitual en el mundo de la carreras populares.

-

El dorsal también me parece de una calidad excepcional (son hechos en Holanda, según pude saber). Le pondría el pero de que las casillas de guardarropa y comida no se utilizaron (al menos en los pocos casos que vi), y añadiría el perfil de la carrera con los puntos de avituallamiento, que es de grandísima utilidad.

-

Hubieron quejas con respecto a los balizajes, en algunos tramos insuficientes. Algo a tener en cuenta en al próxima edición.

-

Los avituallamientos estaban muy bien surtidos, aunque quizás haría que todos, a partir del 2º, tuvieran lo mismo ya que puede llevar a confusión ver barritas Gofibar en uno y en el siguiente no. También especificaría qué va a haber en cada avituallamiento y las marcas de cada producto.

-

El tema de los fotógrafos es donde más me quiero detener. Este es el artículo en cuestión:


4.1 DERECHOS DE IMAGEN

La entidad organizadora se reserva, en exclusividad, el derecho sobre la imagen de la TRAIL RUTA DE LOS MOLINOS ™, así como la explotación audiovisual, fotográfica y periodística de la competición. Cualquier proyecto mediático o publicitario deberá contar previamente con el consentimiento expreso y por escrito de la organización. Cualquier fotógrafo profesional o no, que quiera sacar fotos durante el transcurso de la carrera deberá de solicitarlo por escrito a la organización. En caso contrario, se emprenderán cuantas acciones legales se estimen pertinentes.


Ciñéndome al contenido del mismo, creo que está claro. Si quieres sacar fotos, tienes que pedir permiso. Si sacas fotos y no tienes permiso, te van a denunciar. Así es como lo entiendo yo, solo leyendo el artículo 4.1 del reglamento. Siguiendo en esta línea, según el comentario que Jarleon - Fotografía puso en mi página de Facebook, la 1ª cláusula para tener el permiso es la siguiente:

1- 1- Las fotos que saques durante la carrera la Ruta de Los Molinos serán propiedad de (nombre de la empresa organizadora)

Lo cual yo lo entiendo de manera literal. Todas las fotos que saques serán propiedad de la empresa y no tuyas. Sobra decir lo ilógico que es que alguien quiera adueñarse del trabajo de otro sin darle un duro. 

Pero ahora vayamos a la versión de Orlando, organizador de la prueba:

Según me explicó, el asunto nace de que hay antecedentes de personas que han sacado fotos en otro evento (desconozco si es en la pasada edición de este) y han tratado de venderlas por su cuenta. Además, la empresa fue denunciada por un asunto de una foto que, sinceramente, ahora no recuerdo (¡mis disculpas!). Según él, este permiso se les iba a dar a todos los que lo solicitaran con las únicas cláusulas de que pusieran el nombre de la prueba y no comercializaran con ellas. Jarleon fue el único que solicitó este permiso, y no contestó a los emails con estas cláusulas. 

Mi opinión: 

Creo que el error ha estado en las formas, ya que el artículo en cuestión parece una amenaza. Hubiera sido mejor lo siguiente:

Se permite que cualquier fotógrafo, sea profesional o aficionado, saque y publique fotos del evento, siempre y cuando figure el nombre del evento "Trail Ruta de Los Molinos" y no se comercialice con ellas. En caso contrario, se emprenderán cuantas acciones legales se estimen pertinentes.

Así te evitas que nadie tenga que pedir permiso de nada y dejas clara la intención del artículo. Pero esto es solo una sugerencia mía.

Por otro lado, creo que este artículo es innecesario y va en detrimento, no solo de fotógrafos que se ven limitados, sino del propio evento. Parto de la idea de que a mayor difusión, mejor. ¿Qué alguien saca 1.000 fotos del evento y quiere cobrar por ellas? Él sabrá, pero las tendrá publicadas y la promoción será gratuita. Además, aunque no lo nombre, en el dorsal se ve y la gente se encargará, sin necesidad de decirles nada, de publicar dónde le hicieron esa foto.

-

Como digo, estas son mi opiniones sin afán de destrucción ni nada por el estilo. Considero que hoy estuve en un gran evento con mucho potencial, pero hay que pulir algunas cosas. ¿Participaría en la próxima edición? Hace unas horas diría que no, rotundamente, por esa espera que me ha dejado muy tocado. Pero estoy seguro de que esto irá a mejor, y de que en 2017 habrá una edición cojonuda de la carrera más bonita en la que he participado nunca, el Trail Ruta de Los Molinos, así que sí participaría, que quiero revancha. 

-

Gracias a todos por los ánimos al enteraros de mi abandono. A Miguel por alcanzarnos a San Mateo. A Orlando por charlar un rato conmigo y explicarme el asunto que tanta polémica ha levantado. A Sergio por el día de puta madre que hemos tenido. A Jorge por la ayuda en meta. A todos los que me felicitaron por el blog y los vídeos. Y cómo no, a ustedes por leer una vez más estos delirios que me dan. Nos vemos pronto amigos. ¡Un fuerte abrazo!

6 comentarios:

  1. Hola Claudio, soy Pedro, era el escoba de la 2ª parte de la carrera y hablé contigo en el avituallamiento del Garañón, me sonaba tu cara pero no te relacioné con este blog, que he leído unas cuantas veces. Enhorabuena por el post, muy completo y constructivo.

    Lamento la experiencia de pasarte dos horas plantado esperando a que te sacaran de allí, no entiendo la conducta del SAMUR de decirte una cosa y luego hacer otra, yo les habría insistido al rato... y en todo caso, obviando al SAMUR ya que no es lo habitual que estén en todos los avituallamientos, entiendo que salvo accidente (lesión, hipotermia...) lo habitual con los abandonos es trasladar a los retirados una vez se desmonta el avituallamiento. Ya luego está en la actitud o la buena voluntad de cada uno, y yo lo haría, ofrecer abrigo, o esperar en el furgón, lo que se terciara...

    Un abrazo y espero que estés recuperado y coincidamos en alguna carrera futura!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saludos Pedro, sí que te recuerdo, un gusto leerte por aquí y muchas gracias por leer el blog!!

      Como digo, no tenía ni idea si era algo normal o no tener que esperar a que terminaran de pasar todos los participantes, pero como bien dices, no costaba nada que me metieran en el furgón para no coger frío. Bueno al final fue una experiencia más, para la próxima preguntaré!!

      Ya estoy como una rosa, aunque aún me falta un masajito jeje seguro que nos veremos!! Un abrazo Pedro!!

      Eliminar
  2. Hola Claudio, soy Orlando, el director de carrera de la Ruta de Los Molinos, gerente de GJA SPORT, presidente del Club deportivo Paleocenter y organizador de eventos desde 1999.

    Antes de nada agradecerte tú crónica del evento que me parece espectacular y muy sincera. En esta edición desde el Grupo Juan Armas hemos apostado por intentar dar un buen servicio y solucionar problemas causados en la edición anterior. Ya en la edición del 2017 haremos el evento donde te sienta tú y todos los participantes muy acogidos y gratificados por participar en un evento organizado por GJA SPORT.

    Al inscribirte en un evento organizado por GJA SPORT nos cedes tus derechos de imagen y por tanto, nos corresponde velar porque se haga un uso correcto de la misma y no se comercialice con ella. Nuestra intención nunca ha sido prohibir a ningún fotógrafo la asistencia a la Ruta de Los Molinos, sino cumplir con la LOPD. Por ello, solicitamos a cualquier fotógrafo, profesional o aficionado, que se acreditase para sacar cuantas fotografías quisiera durante el evento.

    Este apartado del reglamento surge como consecuencia de experiencias pasadas en las que la organización ha tenido que hacer frente a reclamaciones y denuncias referentes a fotos tomadas por fotógrafos no acreditados por la misma.

    Como organizadores y deportistas entendemos la importancia de tener fotos de recuerdo de tu participación en una carrera. Por ello, queremos pedirte disculpas por no haber alcanzado el objetivo de que todos los participantes tengan una foto. Como aprendemos de nuestros errores, nos comprometemos a que todos los corredores tengan una fotografía que inmortalice su participación en todos los eventos que GJA SPORT organice en adelante.

    Aprovechamos también para agradecer tu participación en la Ruta de Los Molinos y esperamos contar con tu presencia en los próximos eventos organizados por GJA SPORT.

    Gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saludos Orlando, un placer leerte por aquí y que hayas leído la crónica, me alegro de que esta te haya gustado.

      Como digo en la entrada, entiendo a la perfección esa necesidad de controlar la imagen de los participantes, pero reitero que considero que el problema estuvo en las formas de comunicarlo, que podrían haber sido con un tono más amistoso. Se creó un malestar general que se podría haber evitado, pero seguro que ya están pensando en soluciones para el próximo evento y confío en que den con la tecla.

      Te tomo la palabra con respecto de las fotos, que con solo fotogramas de mi cámara la crónica no queda tan bonita!! jajaja Si no participo, yo mismo me ofrezco a hacer un álbum completo con fotos de todos los participantes. Que no se diga que me quejo y no sugiero soluciones!!

      Gracias a vosotros por el esfuerzo y a ti por atenderme al finalizar la carrera y por pasarte por este blog. Es de agradecer que los cabezas de las organizaciones se interesen en leer las opiniones de los participantes y así poder hacer una evaluación más fiable de los resultados de cara a mejorar en próximas ediciones.

      Un abrazo y a seguir acumulando kilómetros y eventos, nos vemos en la próxima;)

      Eliminar
  3. Hola Claudio,
    soy Jarleon-Fotografia (Jose A. Rodríguez) y ante todo gracias por plasmar tu crónica de la carrera (lástima que abandonaras y que estuvieras tanto tiempo "tirado") y gracias por aportar la versión de la organización sobre el asunto de las fotos.
    Sólo aportar un dato, SI CONTESTE A LA ORGANIZACIÓN.
    El correo fue enviado desde mi móvil a las 15:11 del 5/2/2016 y decía lo siguiente:
    "Hola amigos,
    entiendo perfectamente vuestra normas, reglas y cláusulas, pero en esta ocasión desisto de mi intención de sacar fotos.
    Si lo desean, para otra ocasión, podríamos llegar a un acuerdo beneficioso para ambos, por lo que rogaría me lo indicaran.
    Un saludo y de nuevo gracias."
    Como ves, una respuesta bastante diplomática para lo que podía haber contestado al ver el condicionante número 1: "Las fotos que saques durante la carrera la Ruta de los Molinos serán propiedad de Juan Armas S.A."
    Como comprenderán todos, si yo saco las fotos, las fotos son mías, a no ser que llegue a un acuerdo "beneficioso para todos", porque en ninguna parte, nadie se hace propietario de nada unilateralmente.
    Pero parece que el correo no les llegó... Una lástima.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Saludos Jose, gracias a ti por pasarte a leer la crónica y aportar información información de interés.

      Entiendo ambas partes pero comparto que esa cláusula me parece un sinsentido. Esperemos que no sea habitual esta situación en próximas carreras...

      Un fuerte abrazo y gracias de nuevo por tu colaboración!! Espero que nos veamos en la próxima.

      Eliminar