domingo, 28 de junio de 2015

Crónica 24h RUN 2015


El deporte es capaz de tantas cosas que ni siquiera podemos hacernos a la idea. Superación personal, bienestar físico y mental, terapia para reducir el estrés o minimizar los problemas, tratamiento de enfermedades y muchísimas otras más que me resultan muy difíciles de enumerar. Pero si hay algo especial en esto del deporte es el hermanamiento entre individuos que luchan por un mismo fin, ya sea como equipo o como individuales, se crea una unión especial que en la mayoría de casos nos ayudan a dar ese esfuerzo extra que solos no podríamos dar. Eso es lo que ha pasado estos días en el Parque Romano, han sucedido muchas cosas, y muy buenas. No encuentro mejor forma de presentar la crónica de la 24h RUN, una carrera que fue mucho más que solo eso.

El planning estaba diseñado desde hacía unos días pero debido a que yo haría dos turnos de 45' en lugar de 1 hora había que hacer algunas modificaciones in situ el día de la carrera. Como señalé en el día antes, mi objetivo era no liarla mucho ya que no contaba con una forma física suficiente para aportar un buen ritmo durante ese tiempo. Así me presencié en el Parque Romano, donde el ambiente que se respiraba limpiaba los pulmones y algo más, running en estado puro. La carrera de los niños salió con cierto retraso así que la salida prevista para las 12:00 se pospuso media hora. Esto suponía que podíamos respetar el planning y compensar en la última media hora, un punto a favor que supuso algún pequeño lío que se pudo solventar. Los miembros de los equipos Objetivo: 300k, al cual pertenecía, y Panolis Ultrafondo nos agenciamos un banco a los 100m del Romano, asombrados por lo bien que se lo montaron otros equipos nosotros nos sentíamos un poco eso, panolis... Pero fuimos a lo que fuimos, a cumplir con nuestros turnos dando el máximo y disfrutando del ambientazo durante 24h ininterrumpidas. Foto de familia (la que estaba presente), vuelta de reconocimiento y a por la salida.

Fotaca precarrera!

1 miembro de cada uno de los 29 equipos y 11 individuales salieron a las 12:30 sabiendo que tenían 24h por delante de carrera en las que, ya fuera a base de relevos cortos o largos, o de forma individual, tenían que acumular la mayor cantidad de vueltas posible. El fenómeno Aarón Sanchez por parte de Objetivo: 300k, yendo tercero de la general, y Claudia González de Panolis Ultrafondo daban las primeras vueltas para cada uno de los equipos. A mí me tocaba relevar a Aarón a la 13:15 aproximadamente, este relevo se produjo un poco antes porque me tenía que ir antes así que empecé a correr a buen ritmo mi primer turno.

Dándolo todo en mi primer turno!
Foto de Ciro Negrín

Que se note la cara de sufrimiento

A la tercera vuelta empecé a sufrir, las piernas iban muy pesadas y el calor reinante me estaban matando, a la quinta estaba totalmente reventado así que me pegué a otro corredor y avisé al relevo que me sustituyera en dos vueltas, que no podía más. Estuve dos vueltas a rebufo siempre por debajo de 5:00, aguantando el tipo. Finalmente me relevaron, había corrido poco más de media hora y estaba destrozado, fui al ritmo estipulado para conseguir el objetivo pero no llegue al tiempo de mi turno, sensaciones contrapuestas. Decidí descansar un poco y luego hacer un turno corto para compensar un poco ese tiempo de adelanto que llevábamos con respecto al planning, así que cuando acabaron Manuel y Armando salí con la intención de imprimir más ritmo y durar unas tres vueltas. El flato me impidió hacer esa última así que se quedó en 2. 9 vueltas en total acumuladas que me sabían a poco, la liada no era muy gorda pero igualmente no había cumplido con el plan. "Por la noche será mejor", me dije, esperaba que en mi turno nocturno las sensaciones cambiaran a mejor. No fue así.

Acabando la 2ª vuelta de la mano del flato!

En mi ausencia los compañeros de ambos equipos iban llegando y cumpliendo, me comían las ganas de regresar así que por fin a las 24:00 volví al parque, a una hora de hacer mi segundo turno. Estábamos 12 de la general muy cerca del top 10, así que volví a calzarme las playeras y relevé a Armando. Procuré ir a 5:00 para aguantar más que al mediodía pero las sensaciones no eran mucho mejores, ya en el 5 el cuerpo me pedía parar. Aún así seguí todo lo que pude hasta que mi ritmo empezó a decaer considerablemente, conté 9 vueltas pero dado que soy pésimo contabilizando vueltas en el Romano probablemente fueran 8, una vez más, adelantando el planning por mi culpa. Igual que hice al mediodía me propuse hacer un relevo corto de 3 vueltas cuando terminara Caco, Aitor me propuso partir su turno y eso hicimos. Caco terminó su turno y Aitor corrió media hora, pasándome el dorsal y así pudiendo resarcirme con 3 vueltas con un ritmo cercano al 4:20, y así compensando el planning para volver a ir en hora. Ya absolutamente vacío me fui a descansar, mañana quería madrugar para apoyar a mis compañeros de ambos equipos así que dormí muy profundamente, demasiado.

Yo durmiendo

Si habéis leído la crónica de la Transgrancanaria sabréis que soy especialista en quedarme dormido. No se en qué momento apagué el despertador y seguí durmiendo, solo se que cuando me desperté ponían las 12:00 y me dio un vuelco al corazón. Cogí el móvil rápidamente pero este ponían las 11:00, me tranquilicé, dentro lo de malo llego a tiempo para estar en la última hora de carrera. Me levanté de la cama con muchísimo dolor en la pierna izquierda, así que casi descarté correr algún relevo corto, aunque llevé la ropa de correr por si acaso... Al ver las evoluciones de la clasificación resultó que estábamos 4 de la clasificación masculina a menos de 1 vuelta del Carucat, 3er clasificado. Según llegué hice estiramiento y corrí levemente para valorar mis sensaciones. resultó que cuando cogía velocidad no sentía dolor así que insistí que podía hacer una vuelta a tope cuando fuera necesario. Estábamos haciendo relevos cortos con Jose, Manuel, Fran y Antonio por debajo de 4:00 min/km mientras que Aarón descansaba para hacer media hora. Tras esos relevos estábamos a menos de 1 minuto del Carucat, quedaba menos de una hora para cumplir las 24 horas, la emoción de todo el equipo por alcanzarlos hizo que todos diéramos un poco más. Aarón pidió el relevó tras la media hora y me preparé en la zona de transición, apenas 40" de diferencia. Había que darlo todo. Tenía que hacer un 1000m apoteósico. Y con esa mentalidad me puse el dorsal, zancada limpia y tirando con muchísima fuerza. 

Procuré no pasarme de ritmo porque la parte intermedia se hacía muy larga, cada vez lo veía más cerca, le estaba recortando. Al llegar al primer giro le había recortado mucho, lo tenía a tiro de piedra pero las piernas no iban tan frescas y recortar metros a esa velocidad es muy difícil, aún así aguanté el ritmo que estaría alrededor de 3:30 min/km hasta el final incluso incrementándolo antes de llegar a la zona de transición para darle el relevo a Antonio. Menos de 10" nos separaban del 3er puesto, Antonio le cogió al poco de salir y con los relevos de Fran y Jose nos pusimos con un buen margen de diferencia para que Aarón mantuviera el codiciado puesto del podio. 


En primer plano el corredor del Carucat que se dejó el alma en las últimas vueltas, un servidor está de naranja a pocos metros dando el máximo en esos 1000m apoteósicos
Foto de The Tribs

Dando el relevo a Antonio para que nos pusiera en la tercer plaza! Grande!

Nos fuimos a la línea de meta a esperar a Aarón, cronómetro a 00:00:00 después de 24h de pura locura. Llega Aarón y celebramos con mucha ilusión, final en auténtico clímax, la película perfecta. Saludos cordiales de todo el equipo con los miembros del Carucat que lucharon a tope por ese puesto que conseguimos en la última media hora, los dos merecíamos ese cajón del podio pero esta vez la balanza cayó de nuestro lado. Brutal cuando nuestro capi Pancho levantó el trofeo!

Objetivo: 300k, 3er clasificado masculino!!

Increíble momento en el podio con celebraciones de todo tipo, todos los dimos todo y el resultado fueron 308 vueltas en 24 horas, 9º de la general y 3º de la clasificación masculina. Nuestros amigos del Panolis Ultrafondo también completaron las 24 horas en una meritoria 26º posición de la general y 20º de la categoría mixta, pero el trofeo evidentemente es de ambos equipos porque la familia hace la fuerza!!

Gran parte de la familia runner!
Foto de Antonio FerHer

Personalmente me quedo satisfecho con mi actuación más por esos 3 relevos cortos de 2, 3 y 1 vueltas que por los dos turnos de 7 y 8 vueltas en los que no me sentí cómodo debido a la forma en la que llegué a la carrera. Sin duda lo mejor fue esa dura vuelta final con todo el equipo animando y gritando a pleno pulmón, un subidón haber podido acortar tanta distancia en una vuelta y ayudar al equipo a conseguir el objetivo. Me queda la espinita de no haber cumplido con mis turnos largos pero creo que de alguna forma se compensó.

Tío contento este!
Foto de Antonio FerHer

Con respecto a la organización, Wonka Producciones cumplió satisfactoriamente. Creo que el hecho de haber podido disfrutar tanto minimiza las cosas a mejorar, así que la nota es muy alta. La bolsa del corredor es muy completa, de las mejores que me han dado con un mes de gimnasio gratis incluido. El portadorsal me pareció un gran acierto al igual que la disposición de los avituallamientos. El sistema de chip podría ser mucho más completo pero lo básico se cumplió. Eso sí, al DJ hay que decirle que no pongas cumbias a las 2 de la mañana que ¡eso no motiva nada! 

Sin duda una carrera épica, con un final espectacular digno de vivir en familia y que por supuesto intentaremos repetir en la próxima edición!! Yo al menos me apunto de cabeza!! Así que aquí acaba la crónica pero atentos a mi canal de Youtube porque tengo muy buen material de la carrera para hacer un vídeo a la altura de la experiencia. 

Nada más que añadir


viernes, 26 de junio de 2015

El día antes - 24h RUN

La incertidumbre es ese estado en el que pierdes el tiempo pensando en algo que no sabes si pasará. Los dos entrenos que he hecho han estado marcados por ese continuo pensamiento de "¿me dolerá la rodilla o no me dolerá?". En el primero acabada la media hora no sentí nada, pero en el segundo empezó ese aviso de "si sigues, te duelo", así que paré. Esta es la situación a menos de un día de la 24h RUN, una fiesta runneril donde mi función será cagarla lo menos posible, hablando mal y pronto.


Ojalá acabe así de contento!
Foto de Miriam Herdel

Este será mi último dorsal de esta mitad de año, ahora sí que sí, que ya no quedan más semanas... Y también el prólogo de un verano donde ejercitaré la potencia por encima de la resistencia, además de ser mucho más cuidadoso con la recuperación de la rodilla y el psoas que no acaban de darme la lata. Mañana será un día importante en el runner grancanario, 24 horas de running sin descanso, un reto organizativo que WONKA PRODUCCIONES está llevando a cabo de forma casi impecable, pero veremos mañana. Pertenezco al equipazo Objetivo: 300k, haciendo referencia al número de vueltas que estos amiguetes queremos acumular en esas 24 horas. Mi función, dado mi físico, es no liarla más de la cuenta y contribuir a conseguir el objetivo. Haré dos turnos de 45' sobre las 13:00 y la 1:00 ya que llegar a la hora sin dolencias se me antoja muy complicado. Haré todo lo que pueda, I promise.

Evidentemente esta fiesta debe ser recordada forever and ever. Así que seré el encargado de hacer un vídeo molón de los míos con la experiencia de mi equipo y el de los Panolis, que viene a ser nuestra versión mixta. Tengo una idea en la cabeza que si sale será el mejor vídeo de mi canal, sin duda! Ya tengo las baterías cargadas y las playeras listas parar jubilarlas después de la carrera. Nos vemos mañana en el Parque Romano todo el día!!!!! 

martes, 23 de junio de 2015

Vuelta al ruedo

Muchas cosas han pasado desde mi última carrera. Por fin me he tomado un merecido descanso, la cabeza está despejada y ya apetece volver a entrenar. El sol radia con fuerza, el viento respeta los primeros días de verano y, lo más importante, se acerca un nuevo dorsal. La 24h RUN está a la vuelta de la esquina así que ayer mismo me pasé por el Romano para dar unas vueltas en busca de sensaciones, que no fueron del todo malas. Este verano he decidido que nunca superaré los 12-13km seguidos, quiero correr corto y rápido. El primer objetivo es la Media Maratón de la LPA Night Run que empezaré a preparar específicamente en agosto, tiempo más que suficiente para llegar con fuerza para destrozar mi MMP. Este verano la cosa pinta divertida.

En julio vuelvo a la piscina, 2 meses nadando y ya veremos si cuadra alguna travesía aquí o en Lanzarote. También correré, pero poco y rápido como ya dije, prefiero priorizar el tren superior que lo tengo muy abandonado. Por otro lado estarán las sesiones de gimnasio, el objetivo es la potencia así que le daré caña en este aspecto. El plan es llegar a agosto fuerte físicamente listo para darle caña a esa media maratón. 

Vuelve el Claudio Matos más nadador!
Foto de Aníbal Navío

Tengo otro proyecto en las manos, pero está muy en el aire, ya lo contaré si sale...

Y poco más que contar, este sábado participaré en la 24h RUN con un grupazo de amigos, promete ser un día de pura fiesta runner que por supuesto inmortalizaré con mi inseparable cámara. El viernes haré la habitual entrada del día antes contando lo mal que estoy y el sábado a disfrutar!


Y dejando a un lado el deporte, que no del todo, he terminado el primer año del Ciclo Superior de Producción de Audiovisuales, Espectáculos y Eventos. Igual pronto me veis en la organización de algún evento, quien sabe...

sábado, 6 de junio de 2015

"La libertad es poder elegir" - La historia de Jonathan García

Jonathan García González es un joven de Tacoronte, Tenerife, nadador de larga distancia y ejemplo de que siempre se está a tiempo de cambiar. En 2005, un pelea con su hermano derivó en que le fuera imputado un delito de lesiones. A pesar de que el hermano de este retiró la orden de alejamiento y la responsabilidad civil, intentando solucionar la situación, el juez y el fiscal siguieron de oficio condenándole a 3 años y 6 meses de prisión. 5 años y 9 meses tardó la carta de ingreso en la misma en llegar, una tortura para este muchacho que en todo ese tiempo sentía no estar viviendo, sin estudiar ni hacer ningún tipo de deporte, esperando algo que parecía no llegar. En ese momento Jonathan cambió, decidió dar un giro de 180º a su vida y cumplir sus sueños, además de ganarse su redención. 


Eligió el mar, el horizonte, la libertad. Sin entrenador, nutricionista ni fisioterapeuta, solo con su ilusión. Vendió la mayoría de sus pertenencias y consiguió el material necesario para nadar desde La Gomera a Tenerife en 11 horas y media, con el único apoyo de una lancha alquilada. Según acabó decidió que haría las 7 islas a nado, su gran objetivo. Unió el Estrecho de Gibraltar. Luego Lanzarote y Fuerteventura, de noche, siendo la primera persona en conseguirlo, sin plan de seguridad ni permiso legal. Justo después de estos retos, Jonathan tuvo que ingresar en prisión teniendo que posponer sus sueños. Los primeros 8 meses sufrió una profunda depresión con la que tuvo que lidiar, hasta que su mente se dio cuenta de que tenía que seguir con su vida. Estudió formación profesional, aprendió a tocar el piano y la guitarra e incluso empezó a entrenar prometiéndose unir lo antes posible el Auditorio de Santa Cruz de Tenerife con Candelaria, unos 20km, sin haber nadado ni un solo día en todo un año. Le concedieron tres días de permiso en los que intentó este reto, y, por supuesto, lo consiguió en 6 horas y 20 minutos. Posteriormente, nadó durante 31 horas y 18 minutos desde Santa Cruz de Tenerife a El Médano, acabando solo con un solo brazo a causa del extremo cansancio muscular. Por último volvió a nadar desde el Auditorio a Candelaria con los pies encadenados, reivindicando la falta de apoyo institucional, bajando de las 6 horas.


La imagen de una madre llorando es algo que ningún hijo puede soportar, ¿quién no se ha equivocado alguna vez? Jonathan erró, como le podría haber pasado a cualquier humano, pero lo que engrandece a este joven es decidir transformar su vida, volviéndose un ejemplo y además, transmitiéndolo en charlas a jóvenes, escribiendo un libro, redactado íntegramente a mano en la cárcel; e incluso, con el proyecto de trasladarlo a la gran pantalla. Sin apoyo institucional, solo con pequeñas ayudas de empresas privadas ha conseguido trasladar su mensaje humano a miles de personas. Ahora quiere nadar desde Gran Canaria a Tenerife, su gran objetivo desde que decidiera unir las islas a nado. "Todo en la vida tiene un coste", "un examen a medias no sirve de nada", frases que no salen de un cutre buscador sino de la experiencia de un joven que ha construido una gran filosofía fruto de un error, y que nos ofrece una enseñanza muy valiosa. 

"SE PUDEN LOGRAR LOS SUEÑOS" Yo estoy completamente seguro de ello, y Jonathan García es una de las muchas evidencias de ello. 





Aquí les dejo una gran entrevista donde Jonathan cuenta su historia. La he visto dos veces antes de escribir esta entrada además de leer todos los artículos publicados sobre él. Digno de conocer.